Martes, 25 de septiembre de 2018

Historia

'Traslatio sedis'

Mil personas al día para ver una exposición de estricto arte sacro sería noticia en cualquier sitio, y también en Cádiz como oportunamente ha destacado el Diario. Y aunque una parte de ese público sea visitante, ya es notable que el turista hodierno dedique su siempre escaso tiempo a una tal experiencia. Algo tiene el agua cuando la bendicen, y no puede caber duda de que Traslatio Sedis, que ése es el nombre oficial de la exposición que conmemora la restauración en Cádiz tras la conquista de Alfonso X, hace 750 años, de la antiquísima sede episcopal de Asidonia, tiene múltiples puntos de interés que justifican ampliamente el éxito con que ha comenzado su andadura.

No podemos olvidar que la diócesis de Cádiz fue siempre, excepto en breves periodos de su historia, una de las más pobres de la Iglesia española. Y al mismo tiempo, como destaca una de las secciones de la exposición, siempre volcada en tareas caritativas y misioneras a las que la abocaba la posición fronteriza que ocupa. Que a pesar de esas circunstancias históricas la diócesis pueda todavía hoy reunir casi cien piezas de alto nivel artístico, algunas de ellas verdaderamente excepcionales como la Inmaculada de Murillo o la magnífica custodia procesional de Cádiz, es un buen índice de la importancia que el gran arte siempre tuvo para la Iglesia católica. También da que pensar que aquí, como en todas partes, esa prodigiosa creatividad se detuviera casi en seco ya a mediados del siglo XIX, cuando empezó a manifestarse la secularización de la sociedad y la crisis de fe que parece estar en su verdadero origen. La manera apresurada y deficiente con que por entonces se tuvo que acabar la preciosa catedral dieciochesca de Cádiz, que sirve de espléndido marco a la exposición, es una prueba plástica y contundente de lo anterior.


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

Santa Catalina de Siena

El siglo en el que vivió "siglo XIV" fue una época tormentosa para la vida de la Iglesia y de todo el tejido social en Italia y en Europa. Sin embargo, incluso en los momentos de mayor dificultad, el Señor no cesa de bendecir a su pueblo, suscitando santos y santas que sacudan las mentes y los corazones provocando conversión y renovación. Catalina es una de estas personas y también hoy nos habla y nos impulsa a caminar con valentía hacia la santidad para que seamos discípulos del Señor de un modo cada vez más pleno (BXVI)

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

Covadonga y su sentido, 718-2018

«Es lícito esperar, como quienes escribieron la Crónica Profética hace casi doce siglos, la «Restauratio Hispaniae», y con ella una nueva interpretación del sentido de la historia de Covadonga y de España que permita enlazar con lo que aquellos hombres afirmaron con alegría y confianza: que Dios no abandona a su pueblo ni traiciona su alianza» Publicado en ABC  

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Hungría en el banquillo

Relanzar la natalidad nacional requiere a su vez fortalecer las familias y proteger la vida. Por ese lado, Orban entra en rotunda colisión con el proyecto neomarxista de ideología de género. Cuando en Hungría se habla de “libertad de elección”, se está pensando en un sí a la maternidad y a la vida Publicado en Actuall.  

Por Francisco J Contreras Leer columna

¡Que vienen los nazis!

Demócratas de Suecia ha alcanzado el 40% de los votos, y ya deben estar desfilando por allí las SS Publicado en El Diario de Sevilla  

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Fuenteovejuna, el primer estreno de una ópera en Oviedo

Ayer daba comienzo la septuagésima primera temporada de ópera ininterrumpidamente en Oviedo y lo hacía con las pretensiones que presta el estreno de una nueva obra, la ópera Fuenteovejuna, basada en la obra homónima del autor de nuestro siglo de oro, Lope de Vega

Por Cosima Wieck Leer columna

San Atanasio y el arrianismo.

San Atanasio fue, sin duda, uno de los Padres de la Iglesia antigua más importantes y venerados.Pero este gran santo es, sobre todo, el apasionado teólogo de la encarnación del Logos, el Verbode Dios que, como dice el prólogo del cuarto evangelio, "se hizo carne y puso su morada entrenosotros" Benedicto XVI

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

Prisioneros del odio

El odio inextinguible es una enfermedad muy penosa para quien la padece. No conoce ideologías (Publicado en el Diario de Sevilla)

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

 Una oportunidad de curación para la Iglesia

Como han señalado varios comentaristas, esta tribulación puede ser una oportunidad de oro para una sanación en profundidad. Comprender que uno tiene un tumor y no un resfriado es el primer paso para aplicar una terapia efectiva. Recordando siempre que la insumergibilidad de la barca está garantizada por el propio Cristo. Pese a los hombres. Publicado en LIBERTAD DIGITAL (https://www.clublibertaddigital.com/ideas/tribuna/2018-08-30/francisco-jose-contreras-una-oportunidad-de-curacion-para-la-iglesia-85898/).

Por Francisco J Contreras Leer columna

Covadonga, 13 siglos después

Cada generación, cada siglo, fue ampliando y enriqueciendo el sentido de lo que sucedió en la gruta del monte Auseva Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Google: El "memo" y los memos

Ahora que sabemos que Google tiene ideología, tenemos derecho a sospechar que pueda estar incrustando sus preferencias en los algoritmos que priorizan unos u otros contenidos en las búsquedas Publicado en disidentia.com

Por Francisco J Contreras Leer columna

El disparate como medio y fin de gobierno

¡Qué difícil resulta para algunos el liberarse del recuerdo de aquel hombre que les ganó la guerra y que tras más de cuarenta años de paz, consiguió situar a España entre las diez naciones más florecientes del mundo, superando el bloqueo a que fué sometida por los vencedores de la guerra mundial!

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Encuesta
¿Logrará Sanchez burlar la Constitución y permitir la celebración de un referendum de independencia en Cataluña?

a) Si hay demasiados intereses "bastardos" en juego
b) No los españoles lo impdirán

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo