Miercoles, 20 de noviembre de 2019

Rubalcaba

El gran sepelio

Deja que los muertos entierren a sus muertos". Creo que esa debe ser la recomendación menos seguida de todo el Evangelio, incluso de esa otra aparentemente tan complicada de amar al enemigo. No son los muertos, sino los vivos, aun los muy vivos, los felices de enterrar al prójimo, a menudo incluso en vida. Hay que ser muy vivo y estar muy al loro, como decía con afectado casticismo Tierno Galván, protagonista de otro gran sepelio provechoso, para idear casi sobre la marcha y ejecutar una operación de marketing político tan perfecta -aunque por poco no la echa a perder el exceso, lo que en la actual sociedad del espectáculo se llama sobreactuación- como la que se ha escenificado tras la muerte de Alfredo Pérez Rubalcaba.

Hay que reconocerle al PSOE, a lo largo de su centenaria historia, una capacidad casi increíble, que ronda lo prodigioso, para dos cosas: que pueda atribuirse como mérito propio cada día que el sol salga por levante y se acueste por poniente; hacerse no ya perdonar, conseguir que se olvide sin huella lo más imperdonable. Así, lograr con tan asombrosa facilidad que un personaje de una trayectoria como la de Rubalcaba, uno de los políticos más detestados a derecha e izquierda, quizá sobre todo en su propio partido, se convierta casi en un héroe nacional en el momento de fallecer de la forma más común y capitalizar ese efecto en provecho propio a quince días de unas importantes elecciones, es una hazaña colosal ante la que sólo cabe rendir armas.


Pero mejor que quedarse en la postura del papamoscas sería preguntarse cómo ha sido posible ese prodigio, y ahí nos encontramos con dos hechos básicos: la incomprensible complicidad de quienes tantos motivos hubieran tenido para una digna y circunspecta distancia, desde la Casa Real a la derecha irremediablemente tonta más que cobarde, siempre desubicada, y sobre todo la desvergonzada apropiación por parte del PSOE de todos los instrumentos del Estado sin el menor temor ni temblor. El efecto deseado y obtenido no es otro que la mera identificación del Estado democrático con el partido en un momento es que es de temer un proyecto de desguace del primero a cargo del segundo. ¡Qué gran Jordán!

Una cosa sí puede afirmarse sin duda razonable: los dos días eternos de brutal invasión de la vida española por el exceso fúnebre y la falta de decoro partidista habrían merecido la aprobación del involuntario protagonista. Lástima no hayan coincidido con jornada de reflexión.


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

Nuevo fraude, ahora electoral

¿Es posible en dos días ponerse de acuerdo en todo aquello que no pudo concertarse en seis meses?

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Modos, maneras...y efectos boomerang

Vuestro "don" señor Aitores el "don" del algodón,el cual para tener "don"necesita tener "algo".(Paráfrasis de un epigrama de Fco. Martínez de la Rosa).

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

«PRINCESAS DEL MARTIRIO»

?No es ninguna novedad recordar que la Lay de la Memoria Histórica que nos trajo el perverso e indigno Rodríguez Zapatero y a quien ya ha mejorado en este camino el no menos perverso e indigno Pedro Sánchez, no tiene el mismo trato para las personas o acontecimientos según hayan estado en un bando o en otro durante la Guerra Civil

Por Jose María Garcia Tuñon AzaLeer columna

REALIDAD versus IGNORANCIA

Con frecuencia, el paso de los acontecimientos me hace pensar que llegará un momento en que ya mis ojos, mis oídos, en fin, todo mi ser, deje de contemplar, atónito, tanta incongruencia, tanto sinsentido, tanto absurdo acompañado todo ello y adornado de tanta mentira, tanta ignorancia, tanta insensatez, en fin, tanta osadía a cargo de la clase dirigente que nos ha tocado sufrir.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

LIBERTAD DE ORIENTACIÓN POLÍTICA

Una de las conquistas sociales, que parece que nadie discute, es la libertad de orientación sexual, pero no parece que haya el mismo interés en el respeto a la orientación política de cada persona.

Por Paco MexiaLeer columna

Mi debate con Patrick Deneen

Hay libros que ponen en un aprieto, porque son tan sustanciosos, que todos sus párrafos están reclamando el fluorescente. "¿Por qué ha fracasado el liberalismo?", de Patrick Deneen es uno de ellos. Publicado en EL DEBATE de hoy

Por Francisco J Contreras Leer columna

Desterrando a Franco

El deshonroso regreso forzado de Franco a El Pardo augura tiempos turbulentos   Publicado en la Nueva España

Por Julio BuenoLeer columna

El Valle y la derecha vil

La sustitución de la historia por la memoria suprime las cautelas metodológicas y éticas de los historiadores Publicado en el diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

AGONÍAS

"El día que la mataron Rosina estaba de suerte;de tres tiros que le dieron solo dos eran de muerte"(De nuestras "Coplas de ciego" y donde digo Rosina quiero decir España).

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

 LA RUINDAD DE JOSÉ  ÁBALOS

Con mucha cara dura, el ignorante  ministro, en funciones,  de Fomento y secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos Meco, ha declarado que el partido Vox es tan inconstitucional como Bildu porque, según él, ambos no respetan el espíritu de consenso de la Constitución ni el modelo territorial que está plasmado en la Carta Magna.

Por Jose María Garcia Tuñon AzaLeer columna

Samuel Gregg y la simbiosis perdida de razón y fe

Benedicto XVI: “¿Qué hay en el origen? La Razón creadora, el Espíritu creador que obra todo y suscita la evolución, o la Irracionalidad que, carente de todo designio, produce extrañamente un cosmos ordenado de modo matemático, así como el hombre y su razón".   Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Encuesta
¿Ganará Sanchez las elecciones y podeár formar gobiernos?

a) Si los españoles tienen una vena suicida
b) No la maldición caerá sobre él

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo